Frase destacada

“Es una medición super interesante, porque el rating de hoy es una medición más bien comercial y esta es una producción que se ha hecho con mucho amor y seguiremos trabajando con mucho cariño para la gente que la ve”.
Marcelo Alonso
acerca del sistema actual de medición de rating.

15 febrero 2012

Festival de Viña del Mar: Cuando el humor hace rugir al monstruo



En septiembre de 2010 escribí (en una de mis primeras columnas) acerca de los fracasos en Viña del Mar, así en general. Hoy me referiré más puntualmente a los fracasos en el humor, que como dije esa vez, es el ámbito que más rechiflas ha aportado al Festival.

En 1977 se puede decir que empiezan las pifias a los humoristas. Ese año le tocó al trío Los Muleros, y en 1978 el turno fue para Bigote Arrocet, quien tuvo gran éxito en las versiones de 1971 y 1974, en esta última terminó cantando "Libre" arrodillado en el escenario viñamarino. En 1977 Carlos Helo se salvó raspando, en una época en que el monstruo no tenía misericordia.

Al brasileño José Vasconcellos le toca el turno en 1980, quien en un portuñol que nadie entendía, en su segunda noche, fue pifiado por el público, ya que repitió con calco su primera actuación. Con transmisiones televisivas extendidas ya por todo Chile, la gente decía que "no había que repetir los chistes".

En 1982 estuvo en el humor Raúl Vale, si bien no fue abucheado, su humor es más para estelar que para un Festival, por eso pasó sin pena ni gloria. Y los Pujillay hicieron reir, pero el humor fácil y a veces de doble sentido fue muy criticado en su época. Estos dos hechos fueron los detonantes para que en 1983 no hubiera humor en la Quinta. Pero el remedio salió peor que la enfermedad, ya que en la noche final, Willy Benítez subió al escenario con su personaje El Tarro (que aparecía en el Festival de la Una) y realizó una protesta por la falta de humoristas en el Festival. Detenido y despedido de TVN, sin contar los retos de Antonio Vodanovic y Sergio Riesenberg, el director de Viña en los 80. Benítez, debido a que Enrique Maluenda intercedió, volvió al Festival de la Una en 1984.

Y en 1984 Ronco Retes fue pifiado por el público, él llegaba luego de un año de ausencia del humor en Viña, y según recordó en una oportunidad, "tomó unas copas de más", lo que hizo que improvisara, con el resultado que fue abucheado por el respetable monstruo. Retes dijo que le fue mal, y no le echó la culpa a nadie. Raspando se salvó Checho Hirane ese año, que sacaba sus primeras armas en el humor... tropiezo en la rutina de la cama elástica incluida. Y así descansamos de las pifias en el humor por el resto de la
década.


En 1990 se vive la mayor rechilfla en el humor (y digamos, en general) recordada hasta ahora: en la tercera jornada (viernes 23 de febrero), y luego de las exitosas actuaciones de Luis Miguel y la brasileña Xuxa, viene el humor junto a Sergio Feito y su hijo. Feito, quien encarnaba una imitación al entonces ex candidato presidencial Hernán Buchi, fue víctima de la rechifla más recordada en el humor, con una pobre rutina que no daba ni para show colegial, duró sólo 8 minutos en el escenario. Feito después de este traspie, estuvo 2 años con depresión y se convirtió al Hare Krishna.

En 1993 el argentino Pecchetti fue víctima del monstruo, con su rutina, el decía, hola negro chao, el público le respondía "chao, chao, chao". Y pasando por una actuación del Náufrago (Jorge Franco) en 1996 y de Paulo Iglesias ese mismo año, ambas sin pena ni gloria (con más pena que gloria), llegamos a 1997, cuando la víctima fue Jorge Pérez, quien intentó conquistar al monstruo con una rutina estilo Festival de la Una. Fracaso rotundo, 9 minutos arriba del escenario, mientras el público pedía a gritos a Dinamita Show, dúo de mucho éxito en Viña 1996.


1998 vio dos fracasos en el humor: Oscar Gangas, y Sarah Sanders, quienes con rutinas de frentón muy malas, se llevaron el resultado esperado: una encombiable pifiadera. Sarah Sanders, quien aparecía en el programa De Pe a Pa de TVN, trató al Festival de "cutre" (rasca, ordinario). Gangas es hasta ahora, el único humorista que ha sido abucheado y que ha vuelto después al Festival (volvió en 2011, con una rutina cargada al humor fácil y con un vocabulario bastante soez).

El 2001 pasa sin pena ni gloria El Carmelo, personaje de Daniel Muñoz, y en el 2003 tenemos a otra víctima del monstruo, que fue Vanessa Müller, quien, con su personaje de la nana argentina, intentó conquistar al público al igual que lo hacía en Por Fin es Lunes (donde la gente se ríe por instrucciones de los coordinadores de público, no eran risas espontáneas), pero la pifiadera fue mayúscula, pese a lo cual Müller declaró que había sido una experiencia enriquecedora.

Para Natalia Cuevas, la rechifla de 2004, no tuvo nada de enriquecedora, es más, estalló en lágrimas en la conferencia de prensa tras su actuación. Lo que le sucedió es que se le olvidó el libreto y quiso salir del paso improvisando con el resultado ya conocido. Algo similar le pasó a Platón Humor en 1992.

En 2008 tenemos otro fracaso en el humor: Salomón y Tutu Tutu, con una rutina que veíamos en Morandé con Compañia desde 2003, muy repetida la rutina habría sido la causa de aquel fracaso en Viña de esta otrora exitosa dupla humorística. Tal vez si hubieran estado en Viña 2004, el resultado habría sido muy otro.

 

Y en 2011 tenemos la pifiadera a Ricardo Meruane, aparte de ser una rutina aburrida, el hecho de haberlo destinado después de un maestro como Sting, fue fatal. 18 minutos en el escenario, diciendo "gracias, gracias, no se molesten" ante cada abucheo recibido. "A mi tambien me gusta Sting, si quieren lo vamos a buscar al hotel", fue otra de las frases para el bronce.

¿¿¿Qué pasará este 2012??? Tenemos a Zip Zup (de éxito en Olmué) y al experimentado Bombo Fica. Bastián Paz, la revelación humorística de 2011, no estará entre otras cosas porque tiene contrato de exclusividad con Mega, y aparte, es muy nuevo e inexperto para tirarlo a las fauces del monstruo viñamarino, que bien sabemos, es bastante impredecible y más de una sorpresa nos puede deparar.

Bajo la pluma de Miguel
@MiguelGutirrez2 en Twitter

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Hable con confianza. Logos CL On Demand no muerde.